Lo que nunca debes hacer en una gasolinera

  • 0 Comentarios
Seguramente piensas que cargar gasolina es una de las actividades más sencillas, sin embargo, después de leer esto podrías descubrir que has cometidos algunos errores.
 
Muchas veces al llenar el tanque de nuestro auto, hacemos cosas indebidas en la gasolinera, ya sea por distracción o por desconocimiento.
 
Para que no tengas problemas y evites un posible accidente al cargar gasolina, aquí te dejamos unas cosas que no debes hacer nunca en una gasolinera.
 
No fumar
Parece muy lógico, pero te sorprenderías cuantas personas entran a cargar gasolina aun con el cigarrillo encendido o lo prenden al estar parados, y es que casi siempre lo hacen sin pensarlo ya que lo tienen como un hábito muy marcado y a veces lo hacen de manera automática.  
 
A pesar de que es bien sabido que la gasolina en estado líquido no puede encenderse aún si pasa por la brasa de un cigarro, existe la posibilidad de que exista una fuga de gas generada por la evaporación del combustible, dicha fuga, sí será susceptible de provocar un flamazo o un gran incendio con un cigarro prendido. ¡Nunca lo hagas!
 
No bajes del auto
Muchas veces tenemos la costumbre de que al llegar a la gasolinera nos bajamos del auto para ver la bomba de gasolina en ceros o abrirle el depósito de combustible al despachador, sin embargo este es un proceso que debe tomarse con cautela, pues si nos bajamos debemos esperar a que la bomba haya dejado de trabajar para volver a ingresar al auto, ya que, la estática generada por la fricción contra el asiento (en especial de tela) o con las suelas de nuestros zapatos y el piso, puede ocasionar una chispa que, combinada con los gases generados por la evaporación del combustible se puede convertirse en un gran incendio.
 
Lo mismo sucede cuando cerramos la puerta, al final del día son piezas metálicas chocando unas con otras y esto puede generar una chispa, recuerda que aveces se derrama combustible en el piso. 
 
No uses el celular
Otro acto que no debemos hacer y que muchas veces se hace es llamar por celular mientras estamos dentro de la gasolinera. Aunque los celulares no generan una chispa lo suficientemente potente o expuesta como para generar una explosión en una gasolinera, el problema real esta en que en una gasolinera estás rodeado de materiales altamente flamables y muchos vehículos en movimiento, por lo que debes mantenerte alerta de lo que está sucediendo alrededor, ya que podrías chocar con algún vehículo cuando sales o chocar con objetos como las bombas por estar concentrado en tu llamada.
 
No lo llenes hasta el tope
Cuántas veces hemos escuchado al despachador en una gasolinera preguntarnos “¿hasta dónde topó la bomba o más lleno?” Esto puede resultar peligroso, las bombas están diseñadas para parar una vez que el tanque está lleno, y es hasta ahí, donde pueden mantener el combustible almacenado de forma segura.
 
Llenar el tanque de combustible de más, puede generar derrames, tanto en la gasolinera como una vez que hayas avanzado, lo que puede iniciar un incendio o en el mejor de los casos dañar la pintura de tu vehículo.
 
Evita tocar la gasolina
Evita a toda costa que tu piel, ojos, y otras partes del cuerpo entren en contacto con el combustible, ya que contiene químicos altamente abrasivos, por lo que te harán un gran daño una vez que se absorban a través de la piel. Si esto pasa, remoja el área afectada con agua tibia y un poco de jabón, de preferencia neutro; y en caso que entre en tus ojos, enjuagarlos con agua por 20 segundos.
 
Existen dos razones detrás de esto, la primera es que hay mucho movimiento de vehículos por todas partes, por lo que puede resultar peligroso para un niño el andar entre los autos; y la segunda es que, en caso de un derrame, los químicos del combustible serán mucho más perjudiciales para un niño.
 
No dejar encendido el auto
Es poco probable, pero de acuerdo al Instituto de Equipamiento Petrolero de Estados Unidos, varios incendios en gasolineras comenzaron por culpa de una chispa generada por algún componente de un motor encendido.
 
No conduzcas rápido
Hay muchas personas en una gasolinera: Clientes, transeúntes, despachadores, vendedores, clientes, etc. Por ello, lo correcto es no circular a más de 10 km/h en el interior, así se reducirá el riesgo de provocar algún accidente.